Anuncios

El pívot acabó con un doble-doble, su primero desde el 2017, y lideró el triunfo de New Orleans en Memphis por 105-85. El local lleva 12 derrotas en los últimos 13 juegos.

El ex Philadelphia sumó 20 puntos y 10 rebotes en el triunfo de los Pelicans. Foto. Getty Images.

Uno de los grandes problemas de New Orleans en la 2018-2019 es la falta de producción por fuera de Anthony Davis. Si bien el equipo de Alvin Gentry tiene un buen quinteto inicial, noche tras noche demuestra que le falta profundidad y que necesita de mejores fichas si desea retener a su gran estrella.

Sin embargo, este lunes por la noche superó la prueba de jugar sin La Ceja. El equipo fue dominante en Memphis y se impuso por 105-85 para alcanzar la marca de 22-25, válida para el 12° lugar en el oeste. Su rival, que perdió 12 de los últimos 13, está 14° con un 19-28.

Si bien New Orleans tuvo a tres jugadores con dobles-dobles, y una vital producción de Nikola Mirotic desde el banco (21 puntos -cinco triples- y seis rebotes), una historia destacada es la de Jahlil Okafor. El ex Philadelphia acabó con 20 tantos y 10 rebotes en el juego en el que reemplazó al jugador franquicia, logrando un doble dígito que no alcanzaba desde el 2017.

Okafor viene de varios años de carecer de rodaje, y durante la 2018-2019 promedia 8,8 minutos por partido. Pero, este lunes, la historia fue diferente y mostró las cartas que lo tenían como una de las grandes promesas de Philadelphia. El pívot anotó 9 de sus 11 lanzamientos, acertó dos de los tres tiros libres que lanzó y además ganó tres rebotes ofensivos, todo esto en 35 minutos. Esta es una buena señal para Gentry, ya que podría apostar por un Davis que hasta podría jugar de alero, para aprovechar el gran rendimiento de sus internos.

Jrue Holiday (20 puntos, 11 rebotes y seis asistencias) y Julius Randle (20 y 12) fueron otros dos factores vitales en el triunfo visitante.

Por el lado local, poco importó el buen trabajo del tridente formado por Mike Conley (20 puntos, ocho asistencias y cuatro rebotes), Marc Gasol (20-8-6) y Jaren Jackson Jr (14). El equipo de J.B. Bickerstaff volvió a mostrarse sin un rumbo claro y un recambio total parece el mejor camino para remontar la situación.

Ambos equipos volverán a jugar este miércoles por la noche, como locales y desde las 22hs de Argentina. Los Grizzlies recibirán a los Charlotte Hornets, mientras que los Pelicans se medirán con los Detroit Pistons.