Anuncios

Russell Westbrook pidió ser traspasado fuera de los Houston Rockets ya que no tendrá el rol de conductor en la ofensiva.

La franquicia de los Houston Rockets tuvo un miércoles turbulento. La jornada inició con la petición del tándem Harden-Westbrook para mantenerse competitivos tras las partidas de D’Antoni y Fertitta. La jornada progresó con distintas quejas de jugadores de rol (Eric Gordon, PJ Tucker y Danuel House Jr), mientras que terminó con el pedido de traspaso del mismo Russell Westbrook.

El ex jugador del Oklahoma City Thunder pidió el traspaso ya que no se siente cómodo con la ofensiva de los Rockets, mientras que quiere el rol de conductor que tenía en su anterior conjunto. Obviamente, la pelota seguirá principalmente en manos de Harden, por lo que Westbrook sintió que no tenía más para aportarle al conjunto texano.

Westbrook no generó el interés que debería generar un MVP reciente (temporada 2016-17). Sin embargo, esto se debe a que hoy, jueves 12 de noviembre, cumple 32 años y no es un jugador productivo por fuera de sus dotes físicos.

No obstante, tres equipos podrían verse beneficiados por su llegada.

Los Ángeles Clippers

La temporada 2019-2020 acabó en desilusión para la franquicia angelina. El tándem de George y Leonard estuvo lejos de permitir la obtención de un campeonato porque el resto del plantel no estuvo a la altura. El equipo de Doc Rivers evidenció una falta de conductor en Patrick Beverley, como también contó con un interior letal en ataque como Montrezl Harrell, pero sintió la falta de un buen defensor en la pintura.

Westbrook podría saldar el primero de los dos aspectos. El base volvería a tener el rol de conductor tras una buena temporada en la que promedió 27,2 puntos, 7,9 rebotes, 7,0 asistencias y 1,6 robos en 35,9 minutos por partido.

Para hacerse con él, los Clippers podrían llevar a los Rockets a una fórmula conocida: Harden vuelve a ser base. Si Houston acepta esta postura, la franquicia angelina podría ‘devolverle’ a jugadores conocidos como Patrick Beverley, Lou Williams y Montrezl Harrell (vía sign-and-trade). Esto le daría un buen catch-and-shooter como escolta; un base suplente con dotes defensivos y un interior que aporte el pick-and-roll que quiere Silas.

New York Knicks

La organización neoyorquina vive desesperada por conseguir una estrella, y Westbrook quiere un papel protagónico. A diferencia de anteriores escenarios, el equipo podría conseguir al perimetral sin entregar a sus piezas juveniles (RJ Barrett y Mitchell Robinson).

La franquicia de la Gran Manzana no tiene mucho para ofrecer por fuera de ellos, pero podría enviar piezas que profundicen al plantel de Houston como también su elección número 8 del próximo Draft. El movimiento más acorde sería enviar a Elfrid Payton, Wayne Ellington y Julius Randle junto al pick por Westbrook, aunque habría que realmente analizar si el GM, Rafael Stone, lo aceptaría.

Vale la pena remarcar que Houston quiere mantenerse competitivo y ninguna de las cuatro piezas lo mete en una posición de contendiente. A menos que luego sean utilizadas para mover otros vínculos.

Orlando Magic

El Magic está en una clara posición de reconstrucción, ya que analiza traspasar a Aaron Gordon, mientras que la continuidad de Evan Fournier pende de un hilo. El equipo de Florida debería jugársela por Westbrook, como también obtener un pick a cambio para poder dejar ir a sus mejores contratos.

El traspaso, que sería el mejor posible para Houston, sería: Nikola Vucevic y Evan Fournier por Russell Westbrook, Danuel House Jr y la elección del Draft 2022. Houston obtendría al pivote que tanto necesita, mientras que Fournier sería un catch-and-shooter interesante para acompañar a Harden en el perímetro.

Por el lado del Magic, se desharía del pivote montenegrino (su pieza mejor valuada), pero obtendría a un gran conductor; un alero que pueda oficiar como titular durante la recuperación de Jonathan Isaac y una elección de Draft para el futuro.