Anuncios

Brooklyn logró un enorme triunfo sobre Denver (sin Millsap ni Harris) por 135 a 130, de local, y cortó la sequía de tres caídas al hilo. D’Angelo Russell fue la figura con 27 puntos (seis triples), seis rebotes y once asistencias.

Foto: Getty Images.

En lo que fue un día muy agitado por la abundante cantidad de traspasos en la liga, los Nets jugaron el segundo de los tres partidos seguidos en el Barclays Center. En frente estaba la franquicia revelación en lo que va de la fase regular, los Nuggets.

El elenco dirigido por Michael Malone arrancó con el pie derecho, debido a que concretó un parcial de 29 a 16. Mason Plumlee supo ocupar el puesto del lesionado Paul Millsap (molestias en el tobillo derecho), dentro del quinteto inicial. El interno lideró dicha racha, encetando diez de sus 24 tantos.

Sin embargo, el dueño de casa reaccionó ante el flojo inicio y afiló la puntería desde el perímetro, lo que permitió pasar de un complicado primer cuarto a un alucinante final del primer tiempo. Es que convirtió nueve de sus 19 triples en esos 15m30s, para dar vuelta el resultado con una racha letal de 56 a 31.

Los jugadores del conjunto neoyorquino se repartieron el goleo, en lo que fue un encuentro soñado en cuanto a los tiros detrás del arco (55% de efectividad). DeMarre Carroll (18 unidades, dos conversiones, diez tableros, cuatro robos y seis pases gol), Joe Harris (17 y tres), Treveon Graham (16 y cuatro) y Shabazz Napier (diez, dos y once asistencias) fueron los máximos contribuidores en ese rubro.

Un párrafo queda exclusivo para D’Angelo Russell, quien está demostrando en cada juego porqué fue elegido como reemplazante de Víctor Oladipo para el Juego de las Estrellas. El base se encargó de sostener la ventaja en la segunda mitad, pese a las embestidas de Nikola Jokic (25 puntos, 14 rebotes y diez asistencias) y Jamal Murray (19, tres y 11). El actual referente del elenco de la Gran Manzana terminó encestando 26 (seis triples), capturando seis y repartiendo once.

De esta manera, Brooklyn cortó la racha de tres derrotas seguidas y conservó el sexto lugar del Este con un récord de 29-27. Este viernes cierra la serie de tres encuentros en casa a las 21.30, cuando se enfrente con Chicago. Media hora más temprano, Denver (37-17) visitará a Philadelphia.