Isolation NBA

Todo lo que querés saber de la NBA en un sólo lugar

Denver Nuggets: en búsqueda del salto

La franquicia de Colorado volvió a ocupar el podio del Oeste, pero su desafío fue competir con los serios candidatos al título.

Los Nuggets dejaron atrás las épocas difíciles a partir de la temporada 2018-19. No solo que lograron la primera clasificación a Playoffs desde 2013, sino que también concluyeron la fase regular como escoltas del Oeste. Su camino finalizó en las Semis de Conferencia, tras caer ante Portland.

El desafío del elenco de Michael Malone para la 2019-20 fue dar un paso más hacia adelante. En el transcurso de la fase regular, apuntó a los Lakers, Clippers y Milwaukee como los exámenes trascendentales. El objetivo principal es convertirse de a poco en uno de los contendientes al título.

De esos cruces, Denver se impuso en cuatro de los siete encuentros, ya que le ganó dos a Milwaukee, uno a Lakers y otro a Clippers. A pesar de que bajó un puesto en la región, con respecto al certamen anterior. Hasta el momento se encuentra tercero con un récord de 43-22.

El máximo referente dentro de la cancha fue Nikola Jokic. A pesar de haber tenido un flojo inicio de temporada, el pivote serbio se reencontró progresivamente con su juego. De hecho, sus números e incidencia en el equipo fueron claves a la hora de sumar su segunda experiencia en el Juego de las Estrellas. Su promedio fue de 20,2 puntos, 10,2 rebotes, 6,9 asistencias y 1,2 robos en 32,3 minutos por partido.

Jamal Murray fue la segunda espada en el quinteto inicial. Pese a algunas lesiones (se perdió diez encuentros), demostró porqué firmó la millonaria extensión de contrato en julio del 2019. El base canadiense desplegó su talento, con una media de 18,8 unidades, 3,9 tableros, 4,8 pases gol y 1,2 recuperos por juego.

También, estuvieron a la altura de las circunstancias los complementos. Especialmente Will Barton (15,1 tantos, 6,3 rebotes, 3,7 asistencias y 1,1 robos) y Jerami Grant (11,6, 3,5 y 1,2), quien arribó mediante un intercambio con Oklahoma. Por otro lado, Paul Millsap aportó su experiencia y peso en la pintura (12, 5,9 y 1,6), siempre que la condición física se lo haya permitido (disputó apenas 44 partidos).

Los puntos bajos

Hubo dos aspectos que podrían condicionar a los de Colorado, de cara al futuro. El primero fue la salida de Malik Beasley a Minnesota, lo cual significó una pérdida por su dote revulsivo y de efectividad desde la banca.

Además, Gary Harris sufrió una merma en el rendimiento, ya que promedió apenas 10,1 puntos (33,3% de efectividad de larga distancia). Teniendo en cuenta su caro contrato (renovó en 2017 por una suma de 84 millones en cuatro años), puede ser un alarma en lo que respecta a la agencia libre venidera.