Isolation NBA

Todo lo que querés saber de la NBA en un sólo lugar

Buenas sensaciones en otra dura derrota para los Warriors

Sin sus titulares, Golden State peleó más de lo que se pensaba con Charlotte, pero acabó cayendo por 93-87.

No es fácil cambiar, pero mucho menos es pasar de contar con un quinteto ideal con Stephen Curry, Klay Thompson, Kevin Durant, Draymond Green y DeMarcus Cousins, a tener un inicial con Ky Bowman, Jordan Poole, Glenn Robinson III, Eric Paschall y Willie Cauley-Stein.

Sin embargo, esa fue la realidad de Golden State este sábado por la noche, cuando perdió a Green y D’Angelo Russell por lesiones menores. El equipo de Steve Kerr hizo lo que pudo, más de lo que se esperaba, ante Charlotte, pero no le alcanzó y cayó por 93-87.

A pesar de las bajas, de estar en un segundo juego de un back-to-back, y de una rotación de prácticamente ocho jugadores (Marqueese Chriss fue el noveno, pero jugó tan sólo cinco minutos), el combinado Warrior llegó a complicar a su visita. Inclusive, a partir de certero Paschall (25-4-2) llegó a gozar de una ventaja máxima de 10 puntos, que luego le permitió irse al descanso con un 55-50.

Sin embargo, el rendimiento ofensivo del local en la segunda mitad estuvo lejos del deseado. El dueño de casa sintió el desgaste de tener un equipo corto e inexperto que jugó dos encuentros consecutivos, y le cedió a su rival la chance de ganarlo a través de una ofensiva basada en los cortes de Dwayne Bacon (25) y Terry Rozier III (20). A partir de este par, Charlotte se impuso en la segunda mitad por 43-32 para ganar el juego.

Un triple de Lee sumado a un tiro libre de Paschall le llegó a dar la ventaja mínima al local con 1:16 en el reloj, pero tras un doble de Rozier, Golden State se quedó sin nafta. De esta manera, la visita sentenció la historia desde la línea de los tiros libres.