Isolation NBA

Todo lo que querés saber de la NBA en un sólo lugar

La Gran Manzana vuelve a madurar

Brooklyn trituró a Dallas por 127 a 88, de local, y cortó la racha de tres caídas al hilo. DeMarre Carroll (22 y cinco) y Rodions Kurucs (19 y cinco) combinaron 41 puntos y 10 triples.

DeMarre Carroll
Foto: Getty Images.

La dura caída ante el Heat, un rival directo en la lucha de Playoffs, encendió las alarmas en los Nets. Es que había perdido el tercer partido seguido y pasado a tener un récord negativo.

En su regreso al Barclays Center, el elenco dirigido por Kenny Atkinson retomó la senda victoriosa ante los Mavericks. Y con un excelente ritmo de juego que encaminó el resultado en el primer tiempo (65 a 47). Esto permitió que D’Angelo Russell no tenga que agotar su batería (13 tantos y 11 pases gol en 21 minutos), teniendo en cuenta lo que será la recta final de la fase regular.

DeMarre Carroll le dio efectividad en las ejecuciones a la ofensiva del dueño de casa. El alero se destacó en esos 24 minutos, anotando 14 de sus 22 unidades y tres de sus cinco triples. Asimismo, Spencer Dinwiddie aportó su conducción del balón, sumando 16, dos recuperos y cinco asistencias.

En tanto, Rodions Kurucs y Caris LeVert se encargaron de incrementar la holgada ventaja del local en la segunda mitad. El ala pivote letón convirtió 19 puntos (cinco aciertos detrás del arco) y bajó seis rebotes, mientras que el francés sumó 18, dos, cinco y cinco pases gol.

Con este resultado, Brooklyn se mantuvo séptimo en el Este con un récord de 33-33. Este miércoles volverá a jugar en casa a las 21.30, esta vez contra Cleveland. Media hora más temprano, Dallas (27-35) visitará a Washington.