Thomas impulso

Boston venció 104-95 a Chicago e igualó la serie (2-2). El equipo de Brad Stevens tuvo a un superlativo Isaiah Thomas, que sumó 33 puntos. ¿Volverá Rondo el miércoles?

Boston tuvo su mejor día este domingo desde que comenzaron los Playoffs 2017. Tras vencer a Chicago en el tercer juego de la serie el pasado viernes, el equipo de Brad Stevens volvió a repetir el resultado con la misma fórmula para un clave 104-95 que igualó la serie.

A diferencia del juego pasado, esta vez el dominio celta fue total. Salvo una pequeña merma de nivel en el tercer cuarto, Boston demostró ser muy superior a un Chicago que volvió a padecer la ausencia de Rajon Rondo. El equipo de Brad Stevens superó a su rival en todos los rubros, pero sobre todo en la intensidad colectiva.

Si bien la gran clave del triunfo visitante fue el trabajo en equipo, no quedaron dudas que el nivel de Isaiah Thomas fue importantísimo para lograr poner el cruce en tablas. Como ya es usual en Boston, el armador de 1,78 mts manejó los hilos de la ofensiva, destacándose tanto en la anotación (33) como con sus asistencias (7). Durante sus 35 minutos, el ex Sacramento Kings aportó para que Boston tenga una ventaja de 17 unidades con él en cancha.

La visita además le encontró la vuelta defensiva al rival, teniendo una mejor presencia en la pintura y evitando que tanto López (8) como Mirotic (13) se puedan destacar. Chicago tuvo como punto alto a Butler (33 puntos, cinco rebotes y nueve asistencias), pero la falta conexión sin su base estrella le volvió a pasar factura.

La serie continuará el próximo miércoles (20hs) en Boston y la incógnita es clara: ¿volverá Rajon Rondo antes de lo estipulado? Fred Hoiberg había deslizado que su lesión en el pulgar iba a tomar entre siete a diez días de recuperación. Pero la urgencia es clara, y tanto entrenador como jugador podrían inclinarse a jugar lastimado para intentar volver a ganar.