Becky Hammon fue la primera entrenadora en dirigir un partido de la NBA

Así como la victoria de los Lakers acabó siendo una noche histórica para LeBron James, el juego también lo fue para la NBA. Becky Hammon se volvió la primera mujer entrenadora en quedar a cargo de un equipo. Esto se debió a que Gregg Popovich fue expulsado del juego; lo que dejó a su asistente al frente del conjunto a falta de cuatro minutos para cerrar la primera mitad.

 

Hammon quedó al frente de los San Antonio Spurs con una desventaja de 13 puntos (54-41 favorable a Los Ángeles Lakers). El margen llegó a agrandarse a 20 puntos al cabo de la primera mitad, pero el local tuvo chances de ganarlo en la segunda parte. El local reaccionó en el último período y llegó a reducir la diferencia a ocho unidades con tres minutos en el reloj. No obstante, LeBron apareció para apagar el incendio y le negó el triunfo a los Spurs.

Al cabo del juego, la entrenadora habló con la prensa y no escondió su emoción: «No tenemos definido quién es el asistente principal. Todos trabajamos para hacer mejor a este equipo y acompañar a Pop. Cuando lo echaron, me señaló y dijo que quedaba a cargo. Algo muy común de Pop». A lo que agregó: «No pensé que esto pasaría, sigo sin caer en lo que sucedió. Quería que todo esto termine en triunfo, pero no pudo ser».

Hammon se había sumado al cuerpo técnico de los Spurs para la temporada 2014-15. La ex jugadora de New York Liberty (1999-07) y San Antonio Stars (2007-14) tuvo la chance de estar al frente del combinado texano en la Liga del Verano 2015, cuando el equipo se alzó con la corona.

La oriunda de Rapid City, Dakota del Sur, había sido considerada para varios puestos de entrenador principal de cara a la 2020-21. Indiana Pacers fue el equipo que más interesado estuvo en hacerse con sus servicios y llegó a solicitarle a San Antonio el permiso para entrevistarla. Pese a hacerlo, la franquicia se inclinó por Nate Bjorkgren, ex asistente de Nick Nurse en los Toronto Raptors.

Se espera que la ex base sea la primera mujer en tomar un cargo como entrenadora en jefe en la NBA.