Anuncios

Golden State cayó por 106-93 ante el Magic en Orlando y sumó su segunda derrota consecutiva en 48 horas. El equipo de Steve Kerr no pudo controlar el poderío interno rival y le dio la chance al rival de sumar un triunfo clave.

Foto: Associated Press.

Después de una dura derrota en Miami, con un triple ganador incluido por parte de Dwyane Wade, Golden State no pudo recuperarse en la noche del jueves, cuando visitó a la otra franquicia de Florida. El Orlando Magic supo contrarrestar el poderío rival y remontar una desventaja de 13 puntos para imponerse por 103-96.

Kevin Durant y Andre Iguodala se ausentaron en el equipo de Kerr, lo que dejó a los Warriors sin capacidad goleadora por fuera de su tridente integrado por Stephen Curry (33 puntos, ocho rebotes y seis asistencias), Klay Thompson (21) y DeMarcus Cousins (21 tantos y 11 rebotes). Por su parte, los locales tuvieron a Aaron Gordon (22 y 15) y Nikola Vucevic (12 y 13) como principales faros ofensivos, además de buenos aportes de Terrence Ross (16), D.J. Augustin (14) y Jonathan Isaac (12).

A pesar del buen trabajo del conjunto dirigido por Steve Clifford, el local se encontró con una situación complicada en el tercer cuarto. Luego de una primera mitad pareja (59-51 para el Magic), Golden State salió a la cancha con la decisión de dominar a su rival para conseguir el triunfo reparador. Una buena defensa sumada al trabajo del par Curry-Cousins le dio a la visita la chance de dominar las acciones. De esta manera, consiguió un parcial de 30-11 para ir a la última docena de minutos con un favorable 81-70 luego de haber gozado de una distancia máxima de 13 puntos.

Sin embargo, la situación cambió rotundamente. A través de los marcajes de Vucevic sobre Cousins y Augustin ante Curry, Orlando dio vuelta al juego y montó un parcial de 33-15 que le dio el triunfo. Terrence Ross clavó tres triples para sumar 11 de sus 16 unidades en la noche y acompañar a Aaron Gordon, que se mantuvo efectivo como en casi todo el resto del juego.

Un triple de Gordon a falta de 1:41 para el final permitió la remontada (95-94). En la siguiente acción Curry no pudo concretar su lanzamiento y Augustin aprovechó el contraataque para estirar el margen a tres puntos. Tras el timeout, el base intentó igualar el juego, no lo pudo hacer, ni Cousins pudo corregir su lanzamiento. En una nueva contra, Ross aprovechó para elevar la diferencia a cinco y, desde entonces, Orlando sólo necesitó ser efectivo desde la línea para sellar su victoria.

El triunfo le permitió al Magic volver al territorio de Playoffs ya que cerró la noche en el octavo lugar con una marca de 29-34, apenas por encima de Charlotte (28-33) y Miami (27-34). Orlando volverá a jugar el sábado por la noche, cuando visite a Indiana Pacers desde las 21hs.

Por su parte, Golden State le había ofrecido a Denver la chance de hacerse con la punta del oeste si le ganaba a Utah, pero esto no fue así y cerró el mes de febrero con el primer lugar gracias a una marca de 43-19. Su gira por el este continuará el sábado, cuando visite a Philadelphia 76ers a las 22:30.