Anuncios

Miami derrotó a San Antonio por 110 a 105, de visitante, y le cortó la racha de nueve victorias seguidas. Goran Dragic (22), Dion Waiters (18) y Josh Richardson (15) combinaron 55 puntos.

Foto: Getty Images.

Hace dos días, los Spurs venían de un enorme triunfo sobre Golden State, lo que los ayudó a seguir escalando en el Oeste. Sin embargo, llegó el día en que se les acabó el invicto en el AT&T Center, frente a un Heat que sigue consiguiendo victorias claves para consolidarse en el último puesto de Playoffs.

El elenco dirigido por Erik Spoelstra impuso su ritmo de juego entre el segundo y tercer cuarto, concretando así un parcial de 47 a 31 que le permitió sacar una máxima ventaja de 71 a 53. Dion Waiters (18 tantos, cinco rebotes y cuatro asistencias) y Josh Richardson (15, cinco, cuatro y dos tapas) le dieron fluidez al movimiento del balón en ataque, mientras que Bam Adebayo se destacó en el trabajo defensivo (seis, 15, cinco y dos recuperos).

También, la segunda unidad sostuvo el desempeño de la visita, con el fin de no perder la ventaja cuando el rival buscaba reaccionar. Cuatro suplentes encestaron más de diez unidades: Goran Dragic (22 y cuatro triples), James Johnson (13, cinco tableros, cuatro pases gol y dos robos), Hassan Whiteside (12 y siete) y Dwyane Wade (11).

De esta manera, Miami se mantuvo octavo en su Conferencia con un récord de 34-36. Este viernes visitará a Milwaukee a las 21.30. Media hora más temprano, San Antonio (42-30) se enfrentará con Houston, en el Toyota Center.