Anuncios

Orlando aplastó a Atlanta por 149 a 113, en lo que fue su último partido en casa de la fase regular. Nikola Vucevic, Evan Fournier y Terrence Ross convirtieron 25 puntos cada uno.

Foto: Getty Images.

«Esperamos poder verlos en los Playoffs», dijo Nikola Vucevic en la previa del partido, como motivo de agradecimiento a los hinchas por su acompañamiento y fidelidad a lo largo de la fase regular. El Magic salió a jugar con la motivación de reencontrarse con su gente en unos días.

El dueño de casa estuvo enchufadísimo en el primer tiempo e hizo historia. Es que estableció una nueva marca de puntos de la franquicia en los primeros dos cuartos. El conjunto de Florida le embocó 81 unidades a los jóvenes Hawks.

El elenco dirigido por Steve Clifford sedujo a la suerte para que estuviera a su favor, ya que tuvo un 66% de efectividad en los lanzamientos, hasta el descanso. Terrence Ross lideró la ofensiva, por medio de su precisión desde el perímetro (25 tantos y 6-10). Evan Fournier lo acompañó con su inteligencia y agilidad para encarar hacia el aro (encestó 25 y terminó con un 78,6% en tiros de campo).

Asimismo, Nikola Vucevic se lució nuevamente con su poderío físico en la llave, desequilibrando a la defensa rival en el poste bajo. El montenegrino sumó 25 unidades, 11 tableros y cuatro asistencias. En tanto, Jonathan Isaac demostró carácter y confianza a la hora de arrancar como titular en un partido clave. El ala pivote brilló anotando 18 y bajando seis.

También, se debe destacar a D.J. Augustin y Aaron Gordon por su conducción del ataque y capacidad atlética, respectivamente. El base finalizó con 13 puntos, siete pases gol y dos robos, mientras que el interno contribuyó con 10, siete y 11 rebotes.

Con este resultado, Orlando ganó nueve de los últimos 11 partidos y estiró su récord a 40-40. Este domingo visitará a Boston a las 20.30. Media hora más temprano, Atlanta (29-51) se medirá con Milwaukee, en el Fiserv Forum.