Anuncios

Philadelphia dejó atrás las derrotas ante Chicago y Houston, venciendo a Indiana por 106 a 89, de local. Joel Embiid se lució en su vuelta a las canchas: sumó 33 puntos, 12 rebotes y dos tapas.

Foto: Getty Images.

Los Sixers no tuvieron la constancia deseada en su rendimiento, durante la ausencia de Joel Embiid. Mientras se recuperaba de las molestias en la rodilla izquierda, el récord del conjunto de Pensilvania fue de cuatro victorias y cuatro derrotas.

Sin embargo, el pivote retornó a las canchas esta tarde, desplegando su mejor nivel de juego. Y vaya que lo necesitaba su equipo, en lo que era un duelo importante frente a los Pacers, con el objetivo de escalar hasta el podio del Este.

El interno camerunés lideró el arrasador parcial de 42 a 20 del dueño de casa, en los últimos 18m55s del encuentro. Sus números finales fueron 33 unidades, 12 tableros y dos bloqueos.

Asimismo, Tobias Harris y Ben Simmons estuvieron conectados durante todo el partido, acompañando así a Simmons. El ala pivote se destacó con 16 tantos (dos triples), ocho rebotes y cuatro asistencias, mientras que el base se lució encestando 15, bajando cuatro y entregando seis.

Con este resultado, Philadelphia se ubicó en la tercera posición de la Conferencia, con un récord de 42-25. Este martes volverá a jugar en el Wells Fargo Center a las 20, esta vez frente a Cleveland. A la misma hora, Indiana (42-25) recibirá a New York.