Toronto logró una victoria categórica sobre Boston por 118 a 95, de local, y ganó ocho de los nueve partidos en febrero. Pascal Siakam brilló con 25 puntos (cuatro triples) y ocho rebotes.

pascal-siakam-1.jpg
Foto: Getty Images.

Los Raptors dieron una cátedra de básquet en el Scotiabank Arena, sobre todo entre el segundo y tercer cuarto. Una sólida y organizada defensiva dejó a los Celtics sin ideas, ya que fue aprovechado con un total de 21 puntos tras pérdidas. Un contundente parcial de 36 a 13 en dicho tiempo, empezó a inclinar la balanza a favor del conjunto canadiense.

Pascal Siakam fue la gran figura del encuentro, por su compromiso en el propio terreno y su explosividad en ataque. El ala pivote demostró una vez más que es serio candidato para el premio al Jugador con Mayor Evolución, sumando 25 unidades (cuatro aciertos detrás del arco), ocho tableros y dos recuperos.

Asimismo, Kyle Lowry (siete tantos, seis rebotes y 11 pases gol) y Marc Gasol (cinco, cinco y ocho) se encargaron de darle fluidez a la ofensiva local. En tanto, Kawhi Leonard (21, seis y cuatro) se destacó por su destreza y talento para resolver jugadas individuales.

Con este resultado, Toronto cerró el mes de febrero con un récord de 8-1 y se mantuvo segundo en el Este (45-17). Este viernes (22 horas) jugará el último de sus seis partidos seguidos en casa, frente a Portland. En cambio, a Boston (37-24) le tocará el mismo rival y en la misma condición, pero esta noche a las 22.