Anuncios

Los dirigidos por Brad Stevens oficializaron su clasificación a la postemporada luego de vencer a los Cavaliers a domicilio por 116-106. Los máximos campeones de la NBA fueron los quintos en asegurar su lugar en la conferencia.

Jayson Tatum fue uno de los máximos anotadores de los Celtics con 21 puntos. Foto: Getty Images.

La partida de LeBron a los Lakers en julio anunció el cierre del dominio del Rey en la conferencia del este. Indirectamente, a la par de la partida del alero, esto aumentó la presión de los Celtics, que fueron considerados rápidamente como los máximos candidatos a hacerse con el cetro.

Sin embargo, los dirigidos por Brad Stevens no estuvieron a la altura de las expectativas durante la fase regular y su falta de constancia los mantuvo lejos del primer lugar de la conferencia. A pesar de todo esto, Boston (44-31) terminó de sellar su boleto a los Playoffs en la jornada de este martes y lo que ocurra desde abril marcará si este conjunto realmente necesita un rearmado o si sólo una pequeña modificación de piezas.

El conjunto de Massachussets terminó de firmar su clasificación en Cleveland, donde venció 116-106 al dueño de casa, sin la ex estrella de la franquicia local, Kyrie Irving. La ausencia del base hizo que Boston opte por un juego más colectivo, en el que todos los jugadores debieron generar espacios y jugadas para sus compañeros. Marcus Smart (21 puntos, seis rebotes y cuatro asistencias) lideró el camino para un equipo que tuvo a otros cinco jugadores con doble dígito en anotación: Jayson Tatum (21-5-4), Al Horford (19-8-5), Gordon Hayward (15-5-4), Marcus Morris (14-6-2) y Terry Rozier (11-5-2).

Más allá de la derrota, Cleveland nunca estuvo lejos de su rival, principalmente gracias a los rendimientos de Collin Sexton (24), Cedi Osman (15-7-2) y Kevin Love (10-11-4). Pero el equipo de Larry Drew no pudo evitar su tercera caída en fila, la cual lo mantuvo en el 14° lugar de la conferencia (19-56), únicamente por encima de los New York Knicks (14-60).

El próximo compromiso será clave para el elenco celta. El viernes por la noche recibirá a Indiana Pacers en el TD Garden a las 20hs y si gana podrá arrebatarle la ventaja de localía en la primera ronda.

Por su parte, Cleveland volverá a jugar el jueves, cuando visite a San Antonio Spurs en el juego que desembocará en el retiro de la camiseta de Emanuel Ginóbili. El duelo iniciará a las 21:30 y será televisado por ESPN.