Butler fue muy autocrítico tras la victoria del Heat y señaló que el equipo tiene que hacer un mejor trabajo en los cierres.

Jimmy Butler volvió a dar la narrativa de las finales 2020 de la NBA. Todo parecía estar montado para que los Lakers consigan su 17° título, pero el ex Chicago evitó la consagración al ser el líder del Heat con 35 puntos, 12 rebotes, 11 asistencias y cinco robos.

Buckets había dicho en la previa del quinto juego que tenía que tener un mayor rol en el movimiento sin balón. Pese a ser el líder anotador con 35 puntos, también jugó un papel fundamental en el spacing a Duncan Robinson, que cosechó siete triples y sumó 26 puntos.

Sin embargo, a la hora de hablar post partido, Butler estuvo lejos de mostrarse feliz por el resultado. Al alero del Heat se lo vio tanto conforme como extenuado, pero también se refirió al cierre de juego como una situación en la que el equipo de Spoelstra no brilló. “No rebotamos como deberíamos. Nos complicamos demasiado y tuvimos un poco de suerte que Danny Green falló ese tiro. No cerramos bien el partido”, le señaló a Rachel Nichols en la transmisión oficial.

A lo que agregó sobre lo que viene a futuro: “Lo que hicimos en los últimos minutos no fue lo correcto. Hay que volver al hotel y ver lo que hicimos mal. Esto no nos va a alcanzar para ganar”.

Butler acabó la noche con su segundo triple-doble en la serie y se volvió el segundo jugador en la historia del Heat en lograr más de una triple decena en una definición. El ex Chicago Bulls se sumó a LeBron James, que lideró a los Lakers con 40 puntos, pero no tuvo el acompañamiento necesario para superar al rival y lograr su cuarta corona.