Philadelphia aplastó en el último encuentro de la temporada regular a Houston por 134 a 96.

Los Sixers y los Rockets protagonizaron la última función de la primera parte del reinicio en la burbuja. En la antesala a una semana atractiva y esperada, el conjunto de Pensilvania dispuso a sus mejores jugadores para culminar la etapa regular con una sonrisa.

La abismal diferencia en el marcador se estableció antes del descanso. Es que el elenco de Brett Brown convirtió diez de sus 16 intentos detrás del arco (62,5% de efectividad). Tobias Harris lideró la ofensiva con 18 puntos (2-4 en triples), siete rebotes y cuatro asistencias. Asimismo, Alec Burks (16 (4-6), cinco y cinco) y Shake Milton (11 (3-6)) ayudaron a extender la ventaja con su precisión en los tiros externos.

Por el lado de los texanos, James Harden (27 unidades, diez pases gol y dos tapas) estuvo presente para intentar emparejar el marcador en el amanecer del tercer segmento (racha de 24-11). No obstante, sus oponentes castigaron por medio de la profundidad de la banca (encestó 76 en total), además de algunos aportes de Joel Embiid (14 y seis tableros) y Al Horford (diez y tres).

De esta manera, Philadelphia le puso un punto final a la temporada regular 2019-20, con un récord de 43 victorias y 30 derrotas. En cambio, Houston finalizó con 44 partidos ganados y 28 perdidos.

PRÓXIMOS PARTIDOS

Philadelphia 76ers: Lunes 17 de agosto frente a Boston Celtics, a las 19.30 horas.

Houston Rockets: Lunes 17 de agosto contra Oklahoma City Thunder, a las 19.30 horas.

1 Comentario »